Son muchos los factores que influyen en la supervivencia de las Pymes (pequeñas y medianas empresas), recursos económicos y humanos, créditos, planeación estratégica, productividad y eficiencia, hay uno en particular que es muy importante: los clientes.

Hay todo tipo de clientes, por lo que es muy importante tener mucha inteligencia emocional para tratar con todos, principalmente con los m.s dif.ciles.

RECOMENDACIONES

Lidiar con clientes morosos: Se recomienda hacer un seguimiento puntual e insistir de manera constante hasta que el cliente pague el monto total de la deuda; lo mejor es prescindir de éstos porque a largo plazo solamente provocan problemas y trabas para el negocio.

Trato con clientes “quejosos”: Lo ideal es escucharlos, buscar una solución satisfactoria para todos y tenerles mucha paciencia para evitar confrontaciones. Manejo de clientes groseros: La manera de tratarlos es ser estratégicamente amables con el objetivo de disminuir su nivel de agresividad, nunca responder a sus ofensas, diciéndole que se hará una evaluación del caso.

Acuerdos con clientes regateadores:

Para ellos hay que tener listos argumentos muy sólidos con ejemplos de la calidad del producto o servicio y por qué es el mejor que existe en el mercado. Sobrevive a los clientes demandantes: Lo saben todo, les gusta dar órdenes porque siempre creen saber m.s del producto o servicio que los propios dueños del negocio. Lo mejor es demostrar tener todo el conocimiento y la experiencia para guiarlo en su experiencia de compra; con esto se deja claro las funciones de cada uno.