Con Uniseal, dile ¡adiós! a la humedad en superficies y estructuras.

 

1.- La superficie debe estar libre de todo tipo de contaminantes. Prepare la superficie utilizando métodos adecuados de limpieza como agua a presión, cepillado con detergente, lija o espátula.

 

 

 

 

2.- Se diluye al 100% el UNISEAL con agua limpia.

 

 

 

 

3.- Aplicar con rodillo o brocha la primera mano de UNISEAL y dejar secar por 4 horas.

 

 

 

 

4.- Antes de dar la segunda mano de sellador a la superficie, es necesario diluir al 25% del producto con agua limpia.

 

 

 

 

5.- Se aplica la segunda mano de UNISEAL. Dejar secar por 4 horas para el acabado.

 

 

 

 

 

AGRADECIMIENTO: