Conoce los tipos de acabados que puedes realizar en paredes exteriores, entre ellos revestimientos en: piedra artificial, cerámicos, material pétreo y calizo, molduras y más.

 

 

 

Cuando hablamos de las paredes exteriores, seguramente lo primero que pensamos es en las fachadas, que constituyen los elementos más importantes en un proyecto arquitectónico. Las fachadas son el rostro principal de cualquier edificación, aparte de darnos una buena estética también proporcionan identidad.

 

El acabado de las paredes exteriores de una edificación, es responsable del aspecto que tenga la misma, cualquier acabado exterior para fachadas será algo complejo en cuanto al proceso de su aplicación. Pero no solo hay que tomar en cuenta la parte decorativa, también hay que considerar otros factores que se complementan con la parte estética, como proteger el interior de la casa o edificio.

 

Para mejorar estéticamente nuestras paredes exteriores, existen en el mercado diferentes tipos de revestimientos, materiales y precios.

 

 

TIPOS DE ACABADOS EXTERIORES

 

 

PIEDRA ARTIFICIAL

 

 

Éstos acabados son más ligeros, proporcionan un resultado muy similar en forma, color y textura a una piedra natural, y vienen en piezas o planchas de diferentes tamaños dependiendo del fabricante.

 

Generalmente se venden en metros cuadrados, algunas piedras artificiales dependiendo de la marca pueden ser instalados en una variedad de superficies como: muros, tabla roca, madera, mampostería, adobe, paredes de bloques, etc.

 

Son muy resistentes a la intemperie y pueden ser usadas en interiores y exteriores. Además, el color de las piedras artificiales no se deterioran con el tiempo y si se busca algún color en especial, algunas empresas las fabrican bajo pedido del cliente.

 

 

 

 

CERÁMICA

 

Son revestimientos elaborados a base de arcillas cocidas. Vienen en piezas individuales de diferentes tamaños, espesores, colores y acabados superficiales dependiendo de las preferencias del cliente.

 

Entre sus propiedades más sobresalientes podemos indicar que: necesitan poco mantenimiento y son fáciles de limpiar, sirven como aislamiento térmico y acústico, son impermeables, resisten al agua, la humedad, productos químicos, manchas, ralladuras, no se decoloran, no son inflamables, resisten fuertes impactos y el degaste.

 

 

 

 

PÉTREO Y CALIZO

 

Su nombre se debe a que las materias primas para fabricarlos son pétreos y otros, cementos, cales y yesos. Al mezclar algunos de estos materiales se producen pastas o macillas creando una variedad de texturizados que, como acabado final, pueden ser usados con pinturas, protectores y selladores.

 

Éstas mezclas de materiales calizos pueden ser modificadas con aditivos, impermeabilizantes, colorantes y otros productos, logrando un acabado atractivo de gran resistencia al medio ambiente y una larga vida útil.

 

 

 

 

REVESTIMIENTOS LIGEROS

 

Son capaces de moldearse, curvarse y cortarse obedeciendo la forma de la estructura o pared a revestir. Vienen en piezas individuales o planchas en diferentes tamaños, son fáciles de instalar, livianos y resistentes a la intemperie.

 

Algunos de estos revestimientos son reciclables y amigables con el medio ambiente como es el caso del aluminio. Otros tipos de materiales permiten la captación de la energía solar, generando ahorro energético durante el funcionamiento de la edificación.

 

 

 

 

MOLDURAS

 

Las molduras de fibrocemento al igual que las de PVC celular, brindan varios beneficios entre las que destacan: resistente a la pudrición, los insectos y daños por granizo; no requieren manos de pintura frecuente y tiene una mínima expansión o contracción térmica.

 

El PVC celular puede ser moldeado en una amplia variedad de formas y dimensiones de molduras, los ejemplos incluyen las molduras y marcos para puertas, molduras para ventanas y bordes.