Las cubiertas están formadas por un conjunto de elementos que son de gran importancia para proteger y alargar la vida útil de una edificación. Uno de los materiales que se usan para la construcción de una cubierta es el fibrocemento, que es un material fabricado con cemento o aglomerante de silicato de calcio, reforzado con fibras orgánicas, minerales y fibras inorgánicas sintéticas.

 

Debido a que las placas construidas con fibrocemento, pueden ser lisas u onduladas, en algunas ocasiones son usadas en la construcción, principalmente en el revestimiento de estructuras como material de acabado.

 

 

FIBROCEMENTO EN LAS CUBIERTAS

 

Para la construcción de cubiertas de fibrocemento, éste se presenta en placas onduladas, las cuales tienen la propiedad de ser impermeables, además de fáciles de cortar y perforar lo cual hace sencilla su instalación.

 

Las placas de fibrocemento tienen una forma rectangular y vienen en varias dimensiones, además de diferente espesor, 3, 4, o 6 mm. dependiendo del tipo de cubierta y del área que vamos a construir. Su superficie ondulada es longitudinal, lo cual servirá de canal para la evacuación de las aguas lluvias. Estas son construidas con cemento Portland y fibras sintéticas de alta resistencia, las cuales son sometidas a controles internos y normas internacionales.

 

El fibrocemento aparte de ser impermeable, tiene las propiedades de ser incombustible e inoxidable, es resistente a varios agentes químicos, también resiste los cambios bruscos de temperatura y aísla ruidos provenientes del exterior.

 

 

 

 

COLOCACIÓN

 

Las placas de fibrocemento para cubiertas tienen un diseño en forma de ondas las cuales pueden ser pequeñas o grandes, también pueden ser onduladas, curvadas para uso industrial, comercial o en bodegas.

 

Las vigas sobre las cuales se fijarán las planchas deberán estar separadas entre 60 a 80 cm., éstas a su vez deberán estar colocadas sobre unos vientos los cuales nos determinarán el sentido y el orden de colocación de las placas de fibrocemento.

 

Para fijar las placas a nuestra estructura utilizaremos tornillos con cabeza moldeada si se trata de madera, o tornillos autoperforantes si nuestra estructura es metálica. Si las vigas metálicas usadas son tipo canal utilizaremos ganchos tipo J galvanizados con hilo Ø 6 mm.

 

 

 

 

RECOMENDACIONES

 

Se recomienda en el montaje de cada placa usar por lo menos 3 fijaciones por cada viga y como norma general las ubicaciones de cada fijación deberán estar en la parte superior de la onda para no obstruir el normal drenaje de las aguas proveniente de las lluvias.

 

Al momento de colocar una nueva placa en forma longitudinal ésta debe tener traslape de una onda quedando una encima de la otra en forma invertida, debiendo estar ambas fijadas en la viga.

 

Para la colocación en forma transversal debemos respetar un traslape de al menos 15 cm., en el caso de tener dos aguas y usar cumbreras o caballetes, éstas deben ser fijadas de la misma forma que las placas debiendo tener un traslape de al menos 15 cm a cada agua.

 

Las placas de fibrocemento son algo pesadas, razón por lo cual es muy importante su manipulación. Para su almacenamiento lo correcto es apilar placas del mismo tamaño, no más de 50, una encima de otra sobre un piso firme y nivelado sobre el cual colocaremos dos soportes de madera. La distancia entre cada soporte debe ser igual a la mitad de la longitud de la placa que vamos a almacenar.

 

 

 

 

INSTALACIÓN DE CUBIERTA

 

Para esto, es importante caminar sobre tablones que estén apoyados en mínimo dos vigas o correas, así como también revisar la superficie de apoyo de las correas, para que no se presenten desniveles considerables que impidan el correcto asentamiento de las placas.

 

Si nuestra cubierta va a un piso desde nuestras placas apiladas podemos subirlas una a una a mano, pero si nuestra cubierta va dos o más pisos arriba es aconsejable subirlas con polea.

 

Al momento de instalar es recomendable no mezclar las placas de fibrocemento de un fabricante con los accesorios producidos por otro fabricante para evitar desajustes que se puedan presentar.