Todo emprendedor pasa por altas y bajas en sus negocios. Muchos de ellos pese a sus ganas y positivismo, cometen errores, algunos por falta de prácticas empresariales.

Compartimos con ustedes cuatro estrategias para los emprendedores o para aquellas pequeñas y medianas empresas que buscan su consolidación

1.- Tener un grupo de accionistas unido: Muchas empresas muy buenas han fracasado porque su grupo de accionistas se pelearon. Tener un grupo de personas unidas bajo un mismo ideal es fundamental, y si los accionistas comparten un mismo objetivo, se asegura el rumbo y la forma de llegar a la meta.

2.- Establecer presupuestos anuales: Debes realizar la planeación de un presupuesto de ingresos y de egresos, lo cual te permitir. tener la “brújula” para fijar y cumplir metas. Un presupuesto de egresos e ingresos se convierten en metas y dan una guía sobre la dirección de la empresa.

3.- Desarrollar un equipo de dirección: Los empresarios tienen limitantes, en talento, tiempo y esfuerzo, por ello es importante tener un grupo sólido de personal que trabaje a su lado. Este esfuerzo permitir. dividir trabajo y confiar en que su equipo toma las decisiones correctas mientras está ausente”.

4.- Ser un buen lugar para trabajar: No se trata de una frase bonita, ni de un premio anual. Se trata de ver por el bienestar de todas las personas. La palabra “compañía” hace referencia al verbo acompa.ar, es decir,estar con una persona o ir junto con ella.